¿Cuál es el precio que pondrías a un producto?

Hoy entrevistamos a Ana Estrada, de ¿Quién es el jefe? – La marca de los consumidores, que se define como «una iniciativa social y colectiva que por primera vez da voz y voto a los consumidores para decidir lo que queremos consumir». Una revolucionara apuesta dentro del sistema alimentario actual, que sin duda causará debate.

La entrevista que presentamos hoy no nos ha dejado indiferentes. Por eso es importante contextualizar y hablar de las diferencias y puntos en común en comparación con el modelo de las Colmenas.

Nos gusta ¿Quién es el jefe? (QEEJ) porque capacita a los consumidores para que elijan el precio de los productos, y porque también tienen en cuenta la opinión de los productores. En ¡La Colmena Que Dice Sí! (LCQDS) quienes fijan los precios son los productores.

En referencia al canal de distribución sí existe una clara diferencia: gran distribución versus circuito corto (si bien QEEJ también quiere explorar a partir de ahora las vías de circuito corto). Y también es diferente el importe final del precio pagado a los productores, según se base en el mercado convencional o en el de circuito corto.

También vemos diferencias en cuanto al tamaño de los productores que participan en cada uno de los proyectos (en LCQDS son pequeños productores), aunque coincidimos en el objetivo de apoyar a los agricultores de nuestro país y conectar a los consumidores con el origen.

Es interesante entender que por el momento nuestros 2 proyectos existen en 2 lógicas de mercado diferentes, pero que tener esta mirada en común de impulsar un consumo de alimentos más consciente y participativo aporta un gran valor a la sociedad.

– ¿A qué os referís cuando habláis de «la marca de los consumidores»? ¿Cómo empoderáis a los consumidores? 

Lo llamamos así porque, por primera vez en España, las y los consumidores pueden ser parte de todo el proceso de elección, configuración, venta y auditoría de un producto. Elección porque aquí pueden votar qué nuevo alimento deciden que sea integrado dentro de la iniciativa. Configuración porque, una vez el producto a configurar es elegido en el anterior paso, las y los consumidores pueden votar por los criterios de su producción que más le importan y cuánto están dispuestos a pagar por ellos a través de cuestionarios públicos como éste (ya cerrado); Venta porque impulsan la visibilidad de la iniciativa a través del boca a boca, redes sociales, o en puntos de distribución; Auditoría porque las y los consumidores que forman parte de este movimiento también visitan las granjas, tierras de cultivo o fábricas como forma de validación y transparencia respecto el cumplimiento de los criterios previamente votados. 

*Si alguien quiere ser parte, le invitamos a registrarse aquí 

¿Cuáles son los criterios que me encontraré al votar un producto?

Al construir un cuestionario, primero se trata de comprender el contexto en torno al producto en los ejes técnico, de calidad, económico, ambiental y social. Conocemos a productores e industria e identificamos sus limitaciones, su saber hacer, sus áreas de mejora en cada uno de los campos. Después de varias discusiones, identificamos y ofrecemos a nuestra comunidad un máximo de diez temas sobre los cuales pueden actuar y conocer instantáneamente el impacto de su elección en el precio final. 

Así, podrán participar, por ejemplo, en la definición del nivel de remuneración que considere justo para el productor. También pueden actuar sobre el bienestar animal o el impacto medioambiental, el material y cantidad del envase e incluso decidir si contribuir o no a la construcción de nuestro mundo del mañana al decidir apoyar una causa social añadiendo unos céntimos al precio del producto final. ¡Más de 10.000 votos acumulados en los cuestionarios han co-creado leche, huevos y aceite de oliva de los consumidores!

– Acabáis de lanzar vuestro tercer producto: el aceite de oliva. ¿Qué criterios han sido los más votados? 

Los criterios más votados han sido: 

  • Origen español 
  • Remuneración justa para el agricultor 
  • Aceite de oliva virgen extra 
  • De cultivo tradicional (frente al intensivo y superintensivo) y tratamiento convencional 

El 5% del olivar de cultivo tradicional ha sido ya abandonado y el 20% está en riesgo de abandono por su baja rentabilidad. 

  • Envase de cristal y envasado 1 litro
  • Apoyo con 5cnt por botella al impulso socioeconómico de zonas olivareras en riesgo de despoblación rural. 

– ¿Y algún aspecto curioso a destacar de los 2 productos anteriores: los huevos y la leche?

En el caso de la leche, es curioso que existe un precio diferente para cada categoría (la entera cuesta 0,87cnt, la desnatada 0,83cnt y la desnatada 0, 79cnt)*. Esto, aunque debería ser siempre así, no es común verlo en el mercado. Nos parecía que era una cuestión fundamental porque el valor de la leche está en su grasa y lo que lo lógico es que la leche desnatada sea más barata que la entera ya que la grasa que le han quitado puede ser revalorizada dando vida a otros subproductos como la mantequilla. 

También es curioso que no fuese votada la opción de remuneración a ganaderos más alta de las 3 opciones disponibles. No obstante, la remuneración ofrecida (0,39cnt/litro) está muy por encima de los 0,32cnt de media del mercado*. 

También es curioso que se votase una alimentación de las vacas sin aceite de palma porque mucha gente aún desconoce que esta grasa es habitualmente utilizada en la alimentación del ganado. También estamos felices de que se votase por un bienestar animal, así como por un apoyo de 1cnt/cartón a pequeñas granjas familiares y un envase de sostenibilidad superior. 

En el caso de los huevos, es curioso que se votase una alimentación de la gallina sin colorantes naturales o artificiales para intensificar el color de la yema ya que muchos consumidores aún desconocen esta práctica habitual.  Además, por cada cartón de huevos, 2cnt se acumulan para apoyar a productores en su conversión de granjas en jaula a camperas o ecológicas. 

 – Sabemos que la remuneración percibida por los productores es uno de los criterios que deciden los consumidores en el cuestionario de cada producto. ¿Cómo os aseguráis de que el productor recibe un precio justo según su trabajo? 

Siempre solemos hacer la misma pregunta a productores; ¿cuánto te hace falta en 1/litro o kg de tu producto para ganarte la vida dignamente? Esto nos permite tener una contestación contundente. Por ejemplo, en el caso de la leche son en torno unos 5 cnt/litro*. Las cuentas salen de una manera sencilla: si un ciudadano medio consume unos 70litros de leche al día, significa que por solo 3,5cnt* al año, las y los consumidores podemos tener un alimento de calidad, del que conocemos todo con total transparencia y, a cambio, nuestros ganaderos pueden tener una vida digna, disfrutar de trabajo y reinvertir en la mejora de su actividad para continuar avanzando

Además, investigamos y nos informamos sobre el sector a través de datos de mercado públicos y de la mano de cooperativistas, universidades, asociaciones, sindicatos… entidades que suelen ser bastante específicas en estos términos. 

– ¿Cuál es el tamaño de los productores con los que colaboráis?

Generalmente colaboramos con cooperativas cuyos socios productores suelen tener un tamaño pequeño o mediano. Por ejemplo, en el caso de la leche (por el momento) son 17 familias ganaderas de Zamora que cuenta con una media de 80 a 300 vacas por familia. Y en el caso del aceite de oliva, son 250 familias olivareras de una pequeña cooperativa de Benatae, Jaén, enclavada en pleno corazón del parque natural de la Sierra de Segura. En el caso de los huevos es diferente, porque en España no encontramos ninguna cooperativa en este sector así que colaboramos con un productor – empresa (Avícola Dorado) que a su vez es parte de un sistema integrado mayor. Todos y cada uno de los productores firman con Quién es el jefe una carta de compromiso individual a través de la cual se comprometen a respetar los criterios y precio votados por los consumidores. 

Después, para realizar envasado y logística establecemos acuerdos con las cooperativas medianas o mayores a las que pertenecen estos productores y que cuentan con la infraestructura necesaria.  

– Nos podéis explicar cómo se desglosa el precio por producto. El precio que cobran los productores está diferenciado de la parte destinada a la distribución de los productos, ¿verdad?

Aquí es importante recordar que la base de esta iniciativa es utilizar la acción social para impulsar la equidad en la cadena alimentaria, es decir, que la distribución del precio de los productos sea justa para todas y cada una de las partes de la cadena. 

Como hemos ido viendo en las anteriores preguntas, la remuneración a productores se vota en el cuestionario. Es más, en estos siempre aparece arriba y abajo de la página una barrita que va marcando el precio final del producto, así como la parte proporcional de remuneración correspondiente a productores en función de que elijamos uno u otro criterio. 

A partir de la remuneración a productores, vamos configurando el precio final sumando los costes aproximados de envasado, logística, distribución, IVA y la parte correspondiente para la iniciativa (máximo un 5% del precio final del producto)

División del precio según ¿Quién es el jefe?

– De momento podemos encontrar vuestros productos en la gran distribución. ¿Qué os ha ofrecido este canal que no os ofrece el circuito corto?

Nos ha ofrecido fundamentalmente alcance e impacto a nivel nacional. Teníamos claro que no queríamos hacer de esta iniciativa una acción local sino todo lo contrario: impulsar un ejercicio de reflexión a gran escala que pudiese tener un impacto positivo en todo el sector agroalimentario. 

La interpelación que nos da nombre “¿Quién es el jefe?” es una provocación que busca precisamente remover y despertar el sentido común colectivo para que nos demos cuenta de que podemos ser mucho más que meros entes autómatas empujando un carrito de la compra.  

 – Me comentabais que estáis valorando distribuir vuestros productos dentro del circuito corto, ¿podríamos decir que es vuestro enfoque actual?

Totalmente. Ya hemos empezado colaborando con el primer colmado de barrio online cero contacto de Barcelona https://compraesencial.es/ y queremos seguir haciéndolo con todas y cada una de las tiendas que estén interesadas en contar con nuestros productos en sus baldas. Nuestro enfoque es muy sencillo: queremos que nuestros productos estén cerca de todo el que quiera ser parte de la iniciativa. Si conocéis alguna tienda o colmado, físico o virtual, que pueda estar interesado en colaborar con nosotros, contactadnos a contactar@lamarcadelosconsumidores.es.   

– Spoiler: ¿podemos hablar ya de un cuarto producto? ¿Cuándo se lanzarán los cuestionarios para las votaciones de los consumidores? 

¡Siii! Las naranjas han sido el siguiente alimento para ser integrado en la iniciativa y esperamos sacar el cuestionario antes de 2021. Uníos a esta aventura o seguidnos por redes sociales para continuar co-creando el porvenir de este movimiento. 

¡La unión hace la fuerza! 

Si quieres saber más sobre los puntos en común y las diferencias entre ambas iniciativas, ¡participa en el Directo de mañana en los Instagram de las 2 cuentas a las 16:30h!

Nota: * La mención a los precios y al mercado de esta entrevista se refieren a los del sistema alimentario convencional, no al modelo de circuito corto. 

Entrevista a Ana Estrada, Responsable del proyecto ¿Quién es el jefe? en España

Si te gustan nuestros artículos, déjanos un comentario en nuestra página de Facebook. Descubre La Colmena que dice Sí aquí

comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *